«

»

Imprimir esta Entrada

Los Adverbios

Los adverbios desempeñan la función principal de modificador del verbo como complemento circunstancial. Además algunos adverbios (los cuantificadores) pueden modificar a los adjetivos y otros adverbios. Ejemplos:

 

La tormenta terminó rápidamente (S Adv/CC Tiempo)

Muy lista (Modificador del adjetivo)

Tan deprisa (Modificador del adverbio deprisa)

 

Por último, los adverbios pueden ser modificadores oracionales; es decir, modifican toda la oración como tópicos externos a ella. También se les conoce como adverbios de la enunciación. Ejemplos:

Afortunadamente, nos avisó a tiempo del problema

Teóricamente, el problema tiene solución

 

1. Rasgos

Los adverbios tienen los siguientes rasgos característicos:

a)      Son invariables, por tanto no tienen desinencias ni de género ni de número. Este rasgo los diferencia de los adjetivos con los que a veces se suele confundir. Sin embargo, admiten algunas modificaciones como los diminutivos (tempranito, lejitos, etc.) o el superlativo (lejísimos, tempranísimo, etc.)

¡Ojo!: Hay que tener presente que la misma palabra puede ser adverbio o adjetivo según el contexto. Por ejemplo, si decimos Los chicos caminan rápido. Rápido es adverbio. Para comprobar podemos decir: Las chicas caminan rápido, y vemos que no varía en género. En cambio, en la oración Juan es muy rápido, la palabra rápido es un adjetivo como comprobarás si en lugar de Juan es María quien es muy rápida (en el punto 3 veremos más ejemplos que llevan a confusión)

b)     Son palabras tónicas (excepto tan y cual)

c)      Tienen significado propio

d)     Se pueden formar nuevos adverbios desde los adjetivos calificativos añadiendo el sufijo –mente (torpe> torpemente; rápido> rápidamente…)

 

2. Tipos de adverbios 

  • Lugar: Aquí, allí, ahí, allá, acá, arriba, abajo, cerca, lejos, (a)delante, detrás, encima, debajo,…
  • Tiempo: Ya, constantemente, hoy, mañana, antes, después, pronto, tarde, temprano, todavía, aún, ayer, hoy, , siempre, nunca, jamás, próximamente, enseguida, prontamente, anoche, mientras…
  • Cantidad: Mucho, muy,  poco,  bastante, más, menos, algo, demasiado, casi, sólo, solamente, tan, tanto, todo, nada, aproximadamente…
  • Modo: Así, como, bien, mal, regular, despacio, deprisa, aprisa, peor, mejor, adrede, difícilmente, fácilmente…
  • Afirmación:  sí, también, cierto, ciertamente, efectivamente, claro, verdaderamente…
  • Negación: No, jamás, nunca, tampoco…
  • Duda/probabilidad: Quizá (s), acaso, probablemente, posiblemente, seguramente…
  • Excusión/aducción: solo, aún, además, incluso, inclusive, exclusive…
  • Identidad: Mismo, cabalmente, precisamente, concretamente…
  • Otros: Viceversa, justo, justamente, siquiera

 

 3. Palabras que se pueden confundir con adverbios

 

Como mencionábamos en el punto 1 a), en ocasiones los adverbios se pueden confuncir con palabras de idéntica forma pero de naturaleza y funciones diferentes.

 

1) Es fácil confundir la naturaleza de los indefinidos todo, poco, mucho, bastante, nada, algo… que pueden ser determinantes, pronombres o adverbios. Pero debemos tener en cuenta que:

 

  • Son determinantes cuando acompañan a nombres: Tengo poco dinero
  • Como pronombres sustituyen a un nombre: ¿Tienes pinturas para prestarme? Sí, claro, tengo muchas
  • Son adverbios, como sabemos, cuando modifican a verbos (Él come poco), adjetivos (Una estudiante bastante lista) o adverbios (Vive bastante lejos).

2) Solo es adjetivo cuando indica cantidad o modo y adverbio cuando se puede sustituir por solamente. Antes este último se acentuaba, pero desde la reforma de la ortografía del 2010 ya no es necesario.

 

3) Bueno es adverbio en oraciones como: ¿Te apetece una Coca Cola? Bueno, dame una

 

4) Bajo puede ser preposición (Bajo tu copa), adverbio (Habla bajo), adjetivo (Un chico bajo) o verbo (Bajo en un momento)

 

5) Según puede ser preposición (Según la ley actual…) o adverbio (Hazlo según quieras)

 

6) Harto y regular pueden ser adjetivos o adverbios según modifiquen a nombres o verbos respectivamente. Ejemplos: Estoy harto de ti (Adj, modifica al nombre  Yo); Lo hicimos regular (CCModo del verbo)

 

Por último recuerda:

    •  Solo medio es adverbio; por tanto: la chica no está media muerta sino medio muerta

  • *Alante se dice pero no lo digas porque es un vulgarismo en lugar del correcto adelante.

 

4. Locuciones adverbiales

Es un conjunto formado por dos o más palabras que se comporta sintácticamente igual que un adverbio. Las podemos agrupar en los mismos grupos que los adverbios. Modo: sin ton ni son, a groso modo, etc.; Tiempo: en un pispás…   

 

(Aquí   puedes consultar más ejemplos)

 

Algunas locuciones adverbiales inciden sobre toda la oración, como en los casos de: A lo mejor o tal vez

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *